Singularity, diferenciarse o morir

En el mundo de la comunicación hay una máxima sagrada: si no eres diferente a la masa, no existes.

Por eso en Singularity trabajamos para que nuestros clientes marquen la diferencia. Para que se hagan escuchar. Y, sobre todo, para que destaquen entre todos sus competidores. Porque, si no te ven, no existes.

Una vez entiendes eso, es fácil asumir que hoy en día sólo hay dos opciones: diferenciarse… o morir.